lunes, 25 de noviembre de 2013

PNL, mi cambio de perspectiva

Comienzo esta última semana de Noviembre, de nuevo gris e invernal, con una nueva luz positiva que se ha encendido en mi interior, para explicaros esta nueva sensación, me gustaría hablaros de mi última experiencia formativa. Ha tenido lugar este pasado fin de semana, cuando he tenido la oportunidad de disfrutar de la última edición del curso "PNL para Principiantes" un interesante encuentro compartido con un grupo de personas increíbles que hemos disfrutado de una experiencia de aprendizaje guiada por Marta Salgado, la artífice de todo el montaje.

Y en este momento, me imagino que muchos de vosotros os estaréis preguntando ¿Qué es esto de PNL? ¿De qué se trata?...
Pues de estas mismas premisas partí yo en el momento de mi inscripción, guíada por la curiosidad que me suscitaba saber de qué iba ésto, las ganas y la necesidad de cambiar mi rutina cotidiana, el interés de compartir una experiencia distinta con otras personas y la infinita confianza que Marta siempre ha despertado en mi persona, me dieron el ímpulso necesario para embarcarme en esta nueva aventura, porque con ella, de una manera u otra, siempre consigo ver las cosas desde otro punto de vista.
 
PNLAsí que hoy voy a hablaros de la Programación Neuro Lingüística (PNL), una herramienta que quiere ayudarnos a mejorar nuestra vida partiendo desde nuestro interior , buscando el equilibrio entre nuestro cuerpo y mente. Se trata de una neurociencia que nos ayuda a comprender cómo funcionamos, cómo nos comunicamos con nosotros mismos (comunicación intrapersonal) y cómo nos comunicamos con el resto de personas (comunicación interpersonal), es decir, ¿cómo hago lo qué hago?

Frente a la afirmación científica que apoya la idea de que cada uno de nosotros está hecho de átomos, la PNL da un giro de tuerca y defiende que estamos hechos de vivencias e historias, estímulos que desde que nacemos se graban en nuestro sistema nervioso y viven dentro de nosotros.
Por eso nuestras emociones, todos los momentos vividos van construyendo nuestra vida interior, creando nuestro Mapa del Mundo y dando forma así a quiénes somos, nuestra identidad.

Toda vivencia nos proporciona un aprendizaje,
todo aprendizaje deja en nosotros una experiencia
y toda experiencia deja una huella en nuestro interior.


Partiendo de esta premisa, la PNL explica el proceso de aprendizaje siguiendo una serie de etapas por las que pasamos cuando aprendemos:
  • En un primer momento estamos en la fase de Incompetencia Inconsciente, aquí  "No sé que no sé", no se qué es una manzana y mucho menos se cómo comerla.
  • Pasamos a la Incompetencia Consciente, aquí "Sé que no sé", veo la manzana y quiero saber qué es.
  • En la siguiente etapa de Competencia Consciente, "Sé que sé", ya conozco la manzana, he visto cómo puedo pelarla, he prestado atención a cómo cortarla y así poder comerla.
  • Para llegar por último a la Competencia Insconciente, donde "No sé que sé", aquí nuestra atención se libera, y automáticamente comemos directamente una manzana, sin ser conscientes de lo que hacemos para poder comerla, porque ya es un proceso interiorizado dentro de nuestra mente, es un proceso automatizado.
Este sencillo ejemplo, nos permite ver cómo a lo largo de nuestra vida vamos creando nuestros propios modelos, dando forma así a nuestros programas como aprendizajes, a partir de las experiencias vividas, que se consolidan en nuestro estado interno, dando forma a nuestro mapa del mundo.

La PNL se compone de todas las configuraciones, experencias y programas que nos ayudan a estructurar nuestro mapa interno potenciando nuestras habilidades a través del uso de lenguaje, entendido éste como nuestro vehículo de comunicación, puntualizando que no debe ser cualquier tipo de lenguaje, sino un lenguaje en positivo. Es importante encontrar un equilibrio entre nuestro tráfico mental, nuestros pensamientas, sensaciones, palabras y expresiones; no es lo mismo enfrentarnos a una nueva oportunidad diciendo: "No voy a hacerlo, pa qué, seguro que no voy a conseguir nada" a decir "Voy a intentarlo, prefiero probar y vivir la experiencia aunque no lo consiga". Y de esta última afirmación ha venido mi cambio de perpectiva, algo ha hecho click en mí,  ha despertado para entender que aunque a veces me empeñe en verlo así, no todo es blanco o negro, es importante la presencia de los grises, los estímulos externos pueden negativizar nuestro estado interno.

En determinados períodos, rachas que nos vienen contrarias, cúmulo de situaciones que no salen como queremos... hacen que nuestra cabeza se llene de porqués que nos taladran y agotan nuestra energía improductivamente, construyendo así una realidad negativa, la PNL surge para enseñarnos cómo cambiar esta comunicación negativa que tenemos interiorizada,  sustituyéndola  por afirmaciones positivas que nos ayudan a cambiar nuestra realidad de una forma radical, permitiéndonos salir del bucle cargado de negatividad que nos absorve. La PNL apoya a nuestro cerebro para crear su mapa de la realidad, basado en instrucciones positivas: apoyadas en nuestra actitud, enfocada hacia un objetivo definido, con decisiones cargadas de intención positiva que adaptamos al ¿Cómo quiero que sea?.
"No hay una única realidad, sencillamente cada uno de nosotros tiene su manera personal de experimentarla."
Espero haberos ayudado a enteder un poco de qué hablamos cuando decimos Programación Neuro Lingüística, a primera vista resulta simple y no es para nada cosa de otro mundo. Lo que sí es de otro mundo son los resultados que provoca, por lo menos, lo que ha significado para mí. Por eso os animo a participar en futuras ediciones del Taller "PNL para Principiantes" y experimentar por vosotros mismos. 

Yo... seguiré con mi reprogramación particular porque ¡Puedo! y ¡Me lo merezco! Recordad siempre que el cambio de perspectiva nace en nosotros y nos transforma, nuestra intención positiva es la que nos permite seguir aprendiendo.

Cambia tu mente, para cambiar tu vida.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...